octubre 10, 2011

Lagerfeld, Galliano y Gaultier: cuando la marca son ellos mismos. PARTE I

¡Buen día! Lunes y feriado ¿qué más se puede pedir?

A ellos los llaman "reyes sin corona" porque se dedicaron a diseñar para grandes casas de moda. En ellas impusieron un estilo propio que los hizo famosos.

Varios historiadores consideran como reyes con corona a los grandes diseñadores que abrieron sus propias casas de moda, pero otros no menos famosos, prominentes e influyentes prefirieron trabajar en Dior, Chanel y en otras marcas, sin llegar nunca a lanzar su propia casa de costura. Ese es el caso de Marc Bohan, Karl Lagerfeld y John Galliano. 

Marc Bohan, otro de los asistentes de Dior, reemplazó a Yves Saint Laurent en Christian Dior, donde trabajó según las líneas establecidas. Philippe Guibourgé tuvo a su cargo el lanzamiento de la línea secundaria , "Miss Dior", pero la falta de éxito de ésta derivó en el alejamiento del diseñador en 1975. Guibourgé pasó a Chanel y creó la primera línea de pret-a porter de la casa en momentos en que la firma aún tenía problemas para recuperarse de la muerte de su fundadora. El taller seguía produciendo 2 colecciones anuales sin que nadie estuviera a la cabeza.

El traje tramado que las clientas ricas de cierta edad consideraban una excelente inversión fue algo que en esos años de transición adoptaron con entusiasmo las ministras y las esposas de los jefes de estado. Guibourgé estuvo 7 años en Chanel y sus diseños -el primer traje de cuero negro, una línea más juvenil, faldas más cortas-, dieron a la tradicional casa un éxito que preparó el camino para el alemán Lagerfeld.


Karl Lagerfeld nació en 1938, en el seno de una acaudalada familia de industriales alemanes y llegó a París en 1952. Junto con Yves Saint Laurent, ganó el primer premio de un certamen del Secretariado Internacional de la Lana. 

Durante 3 años trabajó como asistente del modisto Pierre Balmain, para luego trasladarse, en 1958, a Patou como jefe de alta costura. Dueño de un gran talento, alcanzó gran notoriedad por la originalidad de sus diseños. Pero no fue hasta 1983 cuando se hizo cargo de la dirección creativa de Chanel, con la que alcanzó consagración internacional.


Lagerfeld no solo rejuveneció y transformó la potencia de Chanel a la requerida estatura contemporánea, sino que lo hizo aplicando simultáneamente todos los elementos del estilo de la fundadora a través de un vocabulario muy personal de perlas del tamaño de una pelota de golf, moldes con diamantes, cadenas de oro, tweeds en rosa y verde claro, camelias y la famosa "doble C", que usa con provocativa exageración en las colecciones estacionales.

Y al comenzar el nuevo milenio volvió a provocar con sus guantes sin dedos, sus pesados collares y los cuellos altos. Es que en realidad no hay un solo estilo Lagerfeld, sino mil. La originalidad de su trabajo consistió en su capacidad de anticipar, a menudo desde una distancia considerable, la imagen que el mundo tenía de un sello determinado. 


Siempre oculto tras sus anteojos de sol, Karl afectaba el aire de un dandy. Como un director de teatro, irrumpía constantemente durante todo el proceso y mantenía un ritmo parejo en los diferentes elementos que hacen al proceso de producción de un diseño de modas. A pesar de haber sido el arquitecto de muchas marcas, su mayor aporte es el haberse convertido él mismo en una marca internacional.

CONTINUARA......



3 comentarios:

  1. la última pic es genial! (además de que ese look me gusta muuuuuuucho)
    Beso
    V.

    ResponderEliminar
  2. Amo a Karl Lagerfeld, entiendo muy poco de moda pero es el único que siempre que veo una colección me pondria todo. Y amo sus declaraciones polemicas onda matemos a los gordos jaja, nomás porque la personalidad larger than life me causa gracia. Esperamos el proximo post!

    beso!

    ResponderEliminar
  3. Helo! I love your style! You have very beautiful pics! I will follow you:)
    Big hug & kiss:)

    http://nikandpic.blogspot.com/

    ResponderEliminar

No te vayas sin dejar tu opinión, me interesa!